Soy venezolano ¡Orgulloso de Serlo! Y eso jamás me lo va a quitar quienes cual bandido, venden hasta el alma por un fin político. No hay nada más asqueroso, que lo dicho recientemente por el lunático expresidente de los Estados Unidos Donald Trump, que entre otras cosas dijo, abro comillas “Cuando dejé la presidencia, Venezuela estaba a punto de colapsar. Nos hubiésemos quedado con todo ese petróleo. Ahora, se lo compramos al dictador y lo hacemos más rico”.  Y es que, desde los sectores del gobierno han levantado la voz en protesta por lo que dijo el loco ese y ¡esperan que la oposición se pronuncie!, pues déjenme decirles algo.

A mí me importa un pepino lo que diga o deje de decir el candidato tal o cual, pues evidentemente que estas opiniones del expresidente gringo, los entierra en foso más oscuro de la historia de este país. Yo fijo posición como acarigueño, criado en las montañas de María Lionza, como venezolano, y mi opinión es que ¡váyanse al Carajo!, dirigentes opositores miserables (…); yo me pongo del lado de la república y expreso mi profundo rechazo al entreguismo perverso por donde pretenden los sectores de la derecha llevarnos, yo estoy seguro; pero seguro, que la mayoría de los venezolanos rechazan esas declaraciones de Trump, porque saben que los EEUU solo quieren nuestra tierra para mancillarla, para violarla, para robarla y me cuesta entender como un bolivariano, escribe en Twitter, que hubiese preferido el éxito de Trump, con respecto a robarse el petróleo, a que siga en el poder Nicolás Maduro y el PSUV, no entiendo; pero lo que si entiendo, es el por qué sigo creyendo que el camino de la revolución bolivariana, es el camino. Yo me considero un ser inteligente; y les confieso que en un momento de vida personal, profesional; he dudado en algún un segundo, en cómo asumir la responsabilidad de cambio, a través del voto, no lo puedo negar porque también sé, que no estamos bien, producto de la ineficiencia, la corrupción, la no independencia de los poderes público, la impunidad, el revanchismo, la dejadez, el abandono de la gente, esa es una verdad irrefutable, que los líderes del PSUV por alguna vez en su vida, deben reconocer. Los dirigentes del PSUV deben pasar de la “preocupación” a la acción, a ocuparse en vez de preocuparse, porque el pueblo venezolano está harto, de tanta ignominia, está harto de la degradación social y moral que hay en las filas revolucionarias y cierro esta idea diciendo que mi postura, por supuesto que es ideológica, pero mucha más que eso, es radicalmente nacionalista ¡jamás!, por muy bravo que esté con Nicolás Maduro, voy a permitir que una bota norteña venga a mancillar la dignidad de nuestro suelo, no tendré balas para defenderla, pero si la ametralladora del pensamiento y no pretendo descansar en decirlo una mil veces, como lo dijo el padre de la patria, hace 194 años atrás, (5 de agosto se cumplen), cuando en una carta escribió en Guayaquil, dirigida al coronel Patricio Campbell, considerada como profética, al plasmar la genialidad de un hombre de tiempos adelantados, al visualizar la gran amenaza que significaba para los pueblos del sur, el imperio que nacía en los Estados Unidos. Abro comillas: No sé qué decir a Ud. sobre esta idea, que encierra en sí mil inconvenientes. Ud. debe conocer que, por mi parte, no habría ninguno, determinado como estoy a dejar el mando en este próximo congreso, mas ¿quién podrá mitigar la ambición de nuestros jefes y el temor de la desigualdad en el bajo pueblo? ¿No cree Ud. que la Inglaterra sentiría celos por la elección que se hiciera en un Borbón? ¿Cuánto no se opondrían todos los nuevos estados americanos, y los Estados Unidos que parecen destinados por la Providencia para plagar la América de miserias a nombre de la Libertad? Me parece que ya veo una conjuración general contra esta pobre Colombia.

Y es que la luz de las declaraciones del expresidente de Estados Unidos, desvelando temas que para todos eran una verdad a gritos, llama poderosamente la atención, el silencio de quienes aplaudieron las acciones emprendidas desde el norte y quienes celebraban que todas las acciones estaban sobre la mesa, incluidas las que también estaban bajo ella. Sin embargo, atreviéndome a pisar terreno donde reconozco que no soy experto, muchos nos preguntamos por qué hasta la fecha no se han levantado cargos contra quienes, de la mano de Trump, conspiraron desde Venezuela para que el exmandatario alcanzara sus objetivos. Por qué aun andan libres, sin asumir sus responsabilidades y hasta aspirando a la silla de Miraflores; como el caso de María Corina Machado, que estará hoy en San Rafael de Onoto, Agua Blanca y Araure, qué vergüenza con esa señora; ella especialmente llamó a invadir nuestro país, pidieron el bloqueo de nuestra economía a través de acciones criminales unilaterales e incluso montaron un circo de gobierno interino, con el apoyo de gobiernos satélites del imperio. La verdad, a mi juicio, es que estas declaraciones del expresidente norteamericano, o si cabe estas delaciones de Donald Trump a sus lacayos en suelo patrio, serían el elemento de juicio pertinente para acusarlos de lo que verdaderamente son: traidores a la patria.

Dale que el pueblo es cuero seco, si lo pisan por un lado, por el otro se levanta; como cantaba Alí Primera, el pueblo venezolano sigue dando muestras de estoicismo y la administración de Nicolás Maduro volvió a dejar con las ganas a los que se frotaban las manos pensando que esta vez no podrían controlar el tema de la gasolina. En Portuguesa, muchos fueron los que exigían de forma regia, que se les vendiera combustible y endosándole toda la responsabilidad a quienes están en la administración pública, olvidando por supuesto, las consecuencias de las medidas unilaterales impuestas por los gringos. Sin embargo, Nicolás lo volvió a hacer y Primitivo, como todo un campeón, mantuvo el pulso firme para llevar a Portuguesa a puerto seguro. Con el plan de distribución de la gasolina se logró aplacar las aguas que pretendían constituirse en tempestades. Esto se desarrolló mientras sigue adelante el plan de distribución del diésel para los productores, garantizando que el plan de siembra del ciclo invierno siga adelante.

Digan lo que quieran, envíenme los mensajes que deseen; critique lo que critiquen siempre voy a estar del lado del que le hace bien a los portugueseños, del lado del que se comporta como venezolano, del lado, de quien reconoce las más sentidas necesidades del pueblo de Venezuela. Hoy no me dio la gana de ser ecuánime, porque me da arrechera que todavía crean que la gente es boba, la gente sabe, quizás el que vive en los centros comerciales chateando con su IPhone, averiguando que dijo karol G, o de qué color son los ojos del hijo de Shakira, se frota las manos esperando que caiga la revolución bolivariana, pero los que están en los campos, en los pueblitos en los caseríos de este país, solo esperan que el país salga adelante, pero mientras lo hacen; cultivan la tierra, desgranan el quinchoncho, ordeñan la vaquita, trabajan pues, por este país que todos soñamos, mientras los hijos de los líderes de la derecha, se dan la bomba con los reales que sus padres se robaron, en el mismo imperio que pretender además, robarnos nuestro petróleo. ¡No me da la gana de ser ecuánime!, pídanle eso, a los seudo comunicadores que también disfrutan de la rebatiña derechista; no me pidan que escriba poemas de amor, cuando llegó la hora de escribir la verdad, no puedo esconder en una flor. Lo dejo hasta aquí. Hasta el Jueves.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat
Hola | portuguesaaldia.com La Plataforma Informativa de Portuguesa Pone a tu disposición Los Planes y Servicios de Publicidad

¿En qué podemos ayudarte?