Borussia Dortmund y Benfica se impusieron este miércoles en sus partidos de ida de los octavos de final de la Liga de campeones, 1-0 contra el Chelsea y 2-0 frente al Brujas, y deberán confirmar su clasificación a cuartos el 7 de marzo.
En un disputado duelo en el Westfalenstadion, el Dortmund decidió con un gol a la contra de su joven delantero Karim Adeyemi pasada la hora de juego (63).
En el once inicial del Chelsea jugaron tres de sus recientes flamantes fichajes (el argentino Enzo Fernández, el portugués Joao Félix y el ucraniano Mykhailo Moudrik), pero solo la remontada en Stamford Bridge podrá librar a los ‘Blues’ de firmar una temporada desastrosa.
«Creamos muchas ocasiones y tiramos a puerta, pero estoy decepcionado por el gol que encajamos. Creo que fuimos el equipo dominador en la segunda parte. Es el descanso de la eliminatoria y tenemos que unirnos», aseguró el entrenador del Chelsea Graham Potter.
El dominio fue del Dortmund y las mejores ocasiones para el Chelsea, que vio como se anulaba un gol por mano de Thiago Silva (16), como Joao Félix estrellaba un balón en la madera (38) y como, cuando ya estaba por detrás en el marcador, Emre Can sacó sobre la línea un remate del central senegalés Kalidou Koulibaly (79) que hubiese significado el empate.
– Adeyemi le gana a Enzo –
Pero los alemanes acabaron decidiendo el duelo en una contra. Tras un saque de esquina a favor de los londinenses y con sus defensas en el área rival, el rechace cayó a los pies de Karim Adeyemi, con Enzo Fernández como único obstáculo en los 60 metros que le quedaban hasta la portería contraria.
El argentino no le aguantó la carrera al joven delantero alemán (21 años) y éste superó al español  Kepa en el mano a mano para lograr el único gol del partido (63).
«Hubo muchas cosas buenas, la mejor de ellas el resultado, pero sabemos que no es fácil jugar contra el Chelsea y esta noche hemos dado un buen paso», resumió el técnico germano Edin Terzic.
Si poco impacto tuvo en el juego del Chelsea el mundialista Enzo, tampoco notó su ausencia su exequipo, el Benfica, que casi dejó sentenciada la eliminatoria al ganar 2-0 en Brujas.
La formación lusa, que había aventajado al PSG y a la Juventus en la fase de grupos, confirmó su estatus de favorito frente a la cenicienta de los octavos con goles de Joao Mario de penal (51) y del brasileño David Neres (88).
– Goles de Joao Mario y Neves –
«Naturalmente una derrota por 0-2 no es algo de lo que se pueda estar contento, pero he visto muchas cosas positivas en este partido, especialmente en los primeros 20 minutos. Hemos demostrado valentía con el balón», señaló el técnico del Brujas Scott Parker.
«Al final de la primera parte controlamos el partido y fuimos hacia delante, conseguimos crear ocasiones. En la segunda lo hicimos bien y marcamos el penalti. Era muy importante marcar el segundo gol», dijo el preparador del Benfica Roger Schmidt.
Tras una primera parte en la que el líder de la liga portuguesa no tradujo su dominio en goles, el Benfica abrió el marcador en un penal por falta de Jack Hendry sobre Gonçalo Ramos que transformó el veterano Joao Mario.
Y a dos minutos de final fue el delantero brasileño David Neres el que aprovechó un error de Bjorn Meijer que deja la clasificación en bandeja para el histórico club luso.

Deja tus comentarios...

Descubre más desde

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo