Los padres venezolanos están luchando para cubrir los costos tanto de inscripción como de uniformes y útiles escolares, esto debido a que los mismos han aumentado significativamente en los últimos años y el ingreso mínimo no es suficiente.

Durante un estudio realizado por Portuguesa Al Día, se pudo constatar que a los portugueseños les cuesta adquirir la lista escolar completa, por lo que muchos optan por conseguir lo más importante como libretas, lápices y algunos libros y en su mayoría complementa con lo reciclado en el año escolar anterior y agotar todo el material que tiene en casa, para luego poder comprar.
El costo de la lista escolar básica oscila entre los 50 dólares y los 60 dólares, cifra que al cambio en bolívares Digitales alcanzan los 1.600 y 1.920 respectivamente, mientras que en uniformes escolares y calzado se necesitarían entre 50 dólares y 80 dólares, que al cambio corresponden a 1.600 y 2.560 Bs.D, cifras manejadas de acuerdo a lo que establece la tasa del Banco Central de Venezuela este miércoles 23 de agosto de 32,00 Bs.D por dólar.

Cabe destacar que los montos descritos solamente alcanzan a cubrir las necesidades de 1 solo estudiante por hogar portugueseño, por lo que los costos varían en aquellas familias que tienen 2 y 3 estudiantes en diferentes niveles educativos, además de ello se debe enfatizar que un trabajador actualmente en Venezuela percibe un ingreso mensual de 130,00 Bs.D que serían 4,15 dólares, más un Bono de Guerra Económica de 30 dólares y sus cestatiket de 40 dólares al cambio en bolívares de acuerdo a la tasa del BCV, por lo que cada padre debe “hacer maromas”, para cubrir todos los requerimientos que tenga su grupo familiar.

También se pudo constar que en el comercio el movimiento en las tiendas donde han colocado “ofertas”, ha estado lento, porque los padres están enfocados en pagar las inscripciones escolares y muchos esperan hasta el mes de Septiembre para comprar lo que necesitan.

“Los padres estamos luchando para cubrir los costos de la escuela y muchos otros están teniendo que elegir entre comprar alimentos y útiles escolares, es una batalla diaria que hacemos para poder lograr que nuestros hijos vayan a clases con lo que medianamente necesitan”, expresó uno de los padres abordados.

Deja tus comentarios...

Descubre más desde

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo