Una niña de 11 años falleció el pasado martes luego de haber luchado por su vida durante un mes y tres días en el hospital de Coro.

La pequeña había sido recluida en el nosocomio tras complicarse al morderla una serpiente. 


El mayor Luis Contreras, experto en serpientes de Bomberos Inea- Maracaibo informó que el brujo le aplicó dos torniquetes y le inyectó orine de venado para contrarrestar el veneno de una rabo amarillo que la mordió.


Esto- acotó la fuente – y la aplicación tardía de los sueros antiofídicos, agravó el cuadro de salud de la niña Arianis Martínez Jiménez, por lo que los galenos le tuvieron que amputar la pierna quedando en malas condiciones su salud hasta fallecer en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital de Coro.


La niña se encontraba jugando el pasado miércoles 8 de diciembre, con su hermanita en el patio de su casa en el sector Jacura, estado Falcón.


Al trasladarla al hospital, empezó el calvario para los padres de la niña pues, el centro asistencial no contaba con el antídoto, «lo buscaron hasta debajo de las piedras» y no lo consiguieron.

Hicieron contacto con el mayor Contreras y tampoco tenía los sueros. Luego de tanta búsqueda y en el hospital de Coro, lograron tardíamente, conseguir los sueros.
.
.
.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *